lunes, 29 de diciembre de 2008

Fusilado en red

No sé si tomarmelo a broma, subirme por las paredes o ni lo uno ni lo otro sino todo lo contrario. Sea como fuere, no puedo negar que tras la sorpresa inicial me queda cierto regusto a triunfo, cierta sensación de que después de todo mis entradas tampoco son tan malas cuando hay a quien le merece la pena plagiar alguna. Y encima le conceden el honor de ser la mejor respuesta. He aquí las pruebas de lo que cuento:



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada