jueves, 23 de agosto de 2007

Ice Haven, de Daniel Clowes: La vida en viñetas

Así, sin más, un pedacito de vida, pero de la de verdad, de esa que duele, de la que llena el corazón de inquietud y a veces, pocas entre frustraciones y miedos, de ilusión. Un milagro que demuestra que el cómic no tiene más límite que el que impone la imaginación y la capacidad de sus autores. Porque, si esto no es auténtica literatura, ¿qué coño es eso entonces y cuál es el merito que se atribuyen los que la practican?

Un tebeo perfecto. Y no tengo más que decir.

Puntuación: 10


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada